[Reseña] “Stranger Things” crece en su segunda temporada

Por Camilo Lehnebach Bravo (@lajenbajen)

En julio del año pasado llegó a Netflix Stranger Things, una producción original de la plataforma que rápidamente se transformó en uno de los grandes éxitos -y descubrimientos- televisivos de 2016. Las primeras alabanzas apuntaban a la perfecta caracterización ochentera de la historia y las constantes referencias a la cultura pop de la época; pero el centro de las miradas estuvo en los protagonistas, quienes a pesar de su corta edad lograron darle vida a la que, probablemente, sea la primera gran producción de sus carreras.

Tal como ha sido anunciada durante toda su promoción, Stranger Things 2 funciona más como una secuela que como una nueva temporada. La historia depende directamente de los acontecimientos vistos en 2016, parte de esa base para poner a los protagonistas en momentos de sus vidas muy diferentes a los que se encontraban hace un año, lo que permite madurar a la serie.

Desde la producción tomaron las alabanzas recibidas para hacer crecer el programa. Desde el primer episodio se evidencia la inversión realizada por Netflix, no solo porque se presentan muchas secuencias que implican una correcta utilización de efectos especiales, sino que también porque tanto las escenografías como la calidad de la imagen permitirían creer, fácilmente, que se está ante una película.

A pesar de tener un inicio lento, en el segundo capítulo la serie ya comienza a mostrar los niveles de intensidad que le son característicos. La narración divide su atención entre Will y Eleven, dejando al resto de la patrulla juvenil con una historia que, a pesar de estar en un segundo plano, toma relevancia en los episodios finales.

La principal virtud de Stranger Things 2 es que presenta una historia profundamente humana que se adorna con elementos paranormales. El drama rápidamente se transforma en una constante, porque se brinda el espacio para mostrar las emociones por las que pasan lo personajes. El ejemplo más claro está en Eleven, a quien se le dio tiempo de respirar, crecer y madurar a lo largo de la temporada, aunque eso implicara tenerla menos tiempo en pantalla.

En su regreso, Stranger Things no solo cumple con las expectativas que había generado, sino que también presenta sus argumentos para ser considerada una de las mejores series del momento. Se aleja de la historia centrada en dos niños enamorados para crear una mitología completa, donde cada pieza tiene su lugar y donde todo puede pasar.

Los nueve episodios que tiene la nueva temporada de Stranger Things ya están disponibles en Netflix.

About Camilo 245 Articles
Si no hablo de superhéroes, hablo de teleseries. Power Ranger retirado.

Sé el primero en comentar

Deja tu opinión

Tu dirección de email no será revelada.


*